El pasado Lunes 3 de enero se confirmó en la vecina ciudad de El Paso, Texas el primer caso de la variante ómicron, por esta razón el Colegio Médico emitió una advertencia sobre la llegada de la variante a la comunidad fronteriza. 

Aunque la intención no es incitar al pánico, se incentiva a la reflexión y concientización por parte de los ciudadanos fronterizos, la variante ómicron también llamada B.1.1.529 tiene una mayor capacidad de infección y contagio, por lo que es sumamente importante que la población en caso de presentar síntomas aunque no se haya realizado una prueba se aísle para evitar el contagio a otras personas. 

La variante Omicrón produce secreción nasal, fatiga, estornudos, dolor de cabeza y garganta, y se distingue del resfriado común porque también genera fiebre. 

El Departamento de Salud Pública de El Paso recibió la confirmación de una docena de enfermos, 6 hombres y 6 mujeres cuyas edades oscilan entre los 20 y los 70 años que dieron positivo a la variante ómicron. Cabe señalar que 7 de los infectados con esta variante tenían su esquema completo de vacunación contra COVID-19 y ninguno de los infectados ha requerido hospitalización, sin embargo también se recomienda que las personas que no se han vacunado, busquen la vacuna para evitar gravedad en caso de contagio, además se recomienda a toda la población mantener la sana distancia, el lavado de manos frecuente, el estornudo de etiqueta en el codo y el uso de cubre bocas. 

Por Mariana

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.